Connect with us

Portada

A cinco años de La Pintada

Atoyac de Álvarez, Gro. A 16 de Septiembre del 2018.-La comunidad de La Pintada, es un pequeño pueblo de la Sierra de Guerrero de  unos 628 habitantes, los cuales se dedican principalmente a la siembra del café.

Se encuentra localizada al noreste del territorio del Municipio de Atoyac de Álvarez en lo alto de la Sierra Madre del Sur, sus coordenadas geográficas son 17°20′48″N 100°10′02″O y está asentada  una altitud de 1 073 m sobre el nivel del mar.

El pueblo debe su nombre a una gran piedra que se encuentra en la comunidad y está grabada con varios petroglifos, eso dio pie a que se nombrara así al pueblo, “La Pintada”, igual a como se conoce esa gran piedra.

La tarde del  16 de septiembre, debido a las intensas lluvias que se habían presentado en los últimos días,  reblandecieron el cerro que se encontraba en la parte de atrás del pueblo, cerca de las 3 de la tarde un alud de tierra y lodo partió el pueblo por la mitad, sepultando más de 100 casa y provocando la muerte de 71 personas.

Muchas de ellas se salvaron debido a que ese día el comisario del pueblo había organizado una comida en el pequeño quiosco del pueblo, para festejar las fiestas patrias, si muchas de las personas que estuvieron en la comida, hubieran estado en sus casa, lo más seguro es que hubieran muerto.

Doña María, quien ha vivido toda su vida en “La Pintada “ asegura que la situación pudo haber sido peor ese día, “el comisario del pueblo nos había invitado a todos a comer, para festejar las fiestas patrias, la mayoría estaban  en el quiosco del pueblo, fue un poco después de las 3 de la tarde cuando escuchamos un estruendo espantoso, el cerro se derrumbó, sepultando muchas casas, la iglesia del pueblo también, inclusive tapo el paso del rio, creando una especie de presa”.

“El agua se acumuló en el rio y nosotros no nos  dimos cuenta, hasta que el agua llego al tope y se llevó la tierra acumulada, esto provoco otro estruendo que nos asustó más de lo que ya estábamos, realmente tuvimos mucha suerte de salir vivos, las casas quedaron sepultadas por un lodo pegajoso, no podíamos escarbar”.

Muchas de las personas que perdieron sus casas tuvieron que vivir 8 meses  en diferentes albergues, donde solo paredes de tabla roca dividían a las familias y tenían baños comunes,  otros más afortunados se fueron a vivir con familiares.

También por las lluvias se perdió la mayoría de cultivos de café, tuvieron que volver a  esperar  3 años para poder comenzar a cosechar. La gran ventaja es que la mayoría de los habitantes  de la Pintada, tienen familiares trabajando en los Estados Unidos, mismo que les envían dinero y eso ha  ayudado a que el nivel económico del pueblo se mantenga.

En la reconstrucción, se hicieron casas de dos o tres recamaras, de acuerdo a las necesidades de cada familia, casas con todos los servicios, para las cuales se invirtieron  mil 200 millones de pesos, para 187  viviendas . Fue el 26 de mayo cuando el Presidente de la Republica entrego  187 casas, una escuela de nivel preescolar, primaria y secundaria

El Gobierno de la República hizo el trabajo de ingeniería, el hidráulico y el arquitectónico, trazó las calles, reforzó el cerro, construyó las casas y dotó a la comunidad de todos los servicios.

Justino Moreno Reyna de 70 años, no estaba el día del desastre, llego el día 17 a la Pintada, cuando llego se sorprendió de lo ocurrido, varios de sus familiares murieron, señala que varios de los cuerpos de las personas fueron arrastradas hasta el rio y ya nunca se supo nada de ellos.

El  regreso a la comunidad porque había una persona que le debía 3 mil pesos y habían quedado que el 17 de septiembre le iba a pagar, cuando llego, ya no estaba la casa de esa persona.

Berta Romero Mota llego a visitar a unos familiares, ella vive en Chilapa, pero muchos de sus familiares Vivian en la Pintada, ella llego de visita, asegura que la gente se nota triste en el pueblo, al llegar a la casa de sus parientes cuando le comenzaron a platicar se puso a llorar junto con su familia, “hay mucha tristeza en le pueblo por lo ocurrido”, asegura.

Natalia Marques Roes, “esa tarde estábamos en el quiosco del pueblo, comiendo pozole, pues el comisario nos había invitado para festejar el 16 de Septiembre, cuando de  repente oímos un estruendo muy fuerte y el cerro se nos vino encima, corrí en ese momento y me quebré la mano”. El alud de lodo paso a unos centímetros del pequeño kiosco.

“Pero si hubiera estado en mi casa no estuviera contándolo, perdí a mi cuñado, mi sobrino, mis 2 sobrinitas, una de sus hijas de mi cuñado le echo muchas ganas y con la ayuda de los señores topos lograron rescatar los 4 cuerpos”.

Durante varios días la Pintada fue un pueblo fantasma, 334 personas fueron evacuadas en helicópteros, solo se veía a los cuerpos de rescate trabajar y a algunas personas que decidieron quedarse para rescatar los cuerpos de su familia.

Un helicóptero de la policía federal black hawk, que llegaba para dar ayuda se accidento debido al mal tiempo, muriendo los 5 tripulantes.

Todo parece indicar que pasaran muchos años para que esta pequeña comunidad de la Sierra de Guerrero se pueda reponer de la tragedia que los golpeo la tarde de un 16 de Septiembre del 2013.

Y a pesar de que los pobladores hacen todo lo posible por recuperarse de la tragedia, les cuesta trabajo, todos en el pueblo perdieron algún familiar, algún amigo o a un compañero de trabajo, todos estuvieron de luto en su momento y lo que vivieron, no es fácil de olvidar.

Advertisement
Click to comment

¿Tienes algo qué agregar?

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Acapulco

Redes sociales

Guerrero

Nacional

Tendencias