Connect with us

Acapulco

Marchan feministas en Acapulco como parte de la “Brillanteada Nacional”

Esto no es una provocación, es una exigencia, advierten.
En lo que va del año, 35 feminicidios han ocurrido solo en Acapulco.

Por VERÓNICA CASTREJÓN ROMÁN
Acapulco, 16 de agosto de 2019. Al grito de ”¡alerta!”, poco más de medio centenar de mujeres pertenecientes a cinco colectivas feministas decididas a “romper vidrios y pintar paredes porque a nosotras nos rompen la vida y nos marcan para siempre”, partieron este viernes del zócalo y desembocaron en el asta bandera en donde leyeron un manifiesto como parte de la estrategia “Brillanteada Nacional”, convocada a raíz de la violación de una menor por supuestos policías en la Ciudad de México.

Sus voces recorrieron la principal avenida turística de Acapulco. En la marcha y en sus gargantas las mismas consignas, ante el mismo problema: feminicidios impunes. “Ni una más, ni una más, ni una asesinada más”, y en la declaración de la representante de Caminando Juntas, la corroboración de sus quejas: “Hoy se confirmó que el hallazgo de dos cuerpos en la cajuela de un auto, son de dos mujeres, dos feminicidios más”, sostuvo, que se suman a los 35 que ha habido este año, sólo en Acapulco.

“¡Mujer, escucha, únete a la lucha”, coreaban, y en el camino la mirada azorada de una madre de familia con dos niñitas tomadas de la mano las sigue. “¡Porque no, que te dije que no, pendejo, no. Mi cuerpo es mío, yo decido!” resuena en los oídos de un turista borracho que con mirada lasciva sigue el movimiento de los cuerpos que se acercan con las bocas resecas de tanto gritar…

“¡De noche, de noche, de noche o de día se respetan nuestras vidas!”, repite el eco en el taxista que acomodado en el carro también las recorre con la vista untada en las jóvenes caderas que lo rebasan.

Durante poco más de media hora, caminaron debajo de la lluvia con las gargantas secas de tanto reclamar: “Los policías no nos cuidan, nos joden, nos joden”. “Pero ya no vamos a callar“, advierte Violeta Hernández, representante de Las Revueltas: “son exigencias no es violencia es por el hartazgo y fastidio de que no vemos resultados; es un hartazgo social de las mujeres”, advirtió.

Y, frente a un mar gris y un cielo encapotado, recalcaron en su manifiesto: “Estamos viviendo una realidad cruel y despiadada, cada 4 minutos ocurre una violación en México. Las autoridades no nos escuchan, nuestras denuncias no proceden, permiten que nos sigan golpeando, violando y asesinando.”

Y cuestionaron, “¿Cómo puede doler más una pared pintada o un vidrio roto, que ver a una niña o mujer asesinada?”.

Exigieron que los tres órdenes de gobierno demuestren con resultados los programas de sus políticas públicas pues se dijeron cansadas de los abusos, “¿cuánto tiempo hay que exigir a los gobiernos para que no haya simulaciones?”, reclamaron una respuesta inmediata a los casos de violencia contra las mujeres, y advirtieron: “Porque de ahora en adelante no nos callaremos más; esto no es una provocación, es una exigencia y ya no somos indefensas”.
En la calle se quedó el grito de gargantas que se desgañitan. “¡Alerta, alerta”.

Advertisement
Click to comment

¿Tienes algo qué agregar?

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Acapulco

Redes sociales

Guerrero

Nacional

Tendencias