Connect with us

Lo último

Embarazo: el mejor momento para compartir y consentir a tu perra

El embarazo es uno de los capítulos más emotivos para todos los seres vivos. En el caso de nuestras perras, es uno de los momentos donde no debemos escatimar en brindarles cariño y apapacho durante los más de 60 días en los que estarán más vulnerables, tanto física, como emocionalmente.

En este mes tan especial para la maternidad, por todo lo que comparten, Cesar® quiere seguir celebrando esta experiencia de vida con los consejos de su experta MVZ Esther Charles para que ayudes a la futura mamá perra con tus cuidados y cariño.

Las primeras sospechas y la visita al veterinario

Además de un ligero aumento de peso repentino, quizás algunas perras sufran de náuseas, vómito y falta de apetito.

Si esto es evidente, acude con su veterinario para que le realice estudios (normalmente sería una ecografía) en donde determinará el tiempo de gestación y la semana estimada de parto.

También hará un chequeo general para analizar la capacidad física de tu mascota. Si hay alguna condición que pueda complicar este periodo, los primeros días siempre serán el mejor momento para tratarlo. Tu perra aún está en buenas condiciones para soportar cualquier tratamiento que pudiese tornarse agresivo para su cuerpo.

Cuida su alimentación e hidratación

Utiliza un producto de alta calidad para alimentar a tu perra. Los nutrientes necesarios harán mucha diferencia para su estado físico durante toda su gestación. Y si a esto sumamos un alimento hecho a base de recetas con ingredientes selectos de la más alta calidad, como los que ofrece Cesar ®, no solo estarás cuidando su salud, también la estarás consintiendo al deleitar su paladar.

Una vez que llegue a su cuarta semana de embarazo, aumenta una cuarta parte de cantidad a su porción habitual de alimento.

Procura que se mantenga hidratada en todo momento. Además de su recipiente con agua, puedes sumar alimento húmedo que contiene una ideal cantidad de este vital líquido para contribuir en este aspecto.

Ejercicio y caminata… SI.

Mientras ella pueda, continúa con sus paseos, que sienta el aire un rato y camine a un ritmo moderado. Con esto contribuyes al buen mantenimiento de su condición física y anémica para lo que está por enfrentar. Solo evita exponerla a ejercicios extremos o a correr.

Durante sus salidas o si compartes patio con otros vecinos, mantenla alejada de otros perros. Recuerda que en esta etapa su sistema inmune está vulnerable y es más fácil que se exponga al contagio de alguna enfermedad o infección de sus amigos perros.

Prepara el terreno y apapáchala

Busca un rincón cálido en tu casa para que instales un espacio acolchonado y tranquilo. Ella sabrá de inmediato que será el lugar ideal para tener a sus cachorros y mientras el día se acerque estará descansando ahí.

Es un buen momento para que no la dejes fuera de tu casa ante las inclemencias del tiempo o expuesta a algún contagio o agresión de algún vecino perruno.

No olvides que este es uno de los momentos en los que ella va a necesitar de ti. Tus apapachos, tus pláticas, tus caricias serán el mejor placebo para que tu amiga esté de muy buen humor y con la energía a tope, lista para dar a luz.

Con estos sencillos consejos, estarás ayudando a que tu mejor amiga pase de lo más tranquilo este milagro que la naturaleza escribió para todos los seres humanos que son mamás.

Recuerda también que el hecho de que tenga cachorros es una condición que conlleva una gran responsabilidad en su bienestar y en el de sus futuros perritos.

Anuncio
Click to comment

¿Tienes algo qué agregar?

Loading Facebook Comments ...

Acapulco

Guerrero

Nacional

Tendencias