Connect with us

Lo último

Marcapasos humano mantiene con vida a perrita con enfermedad cardíaca

Los propietarios de “Dora” no la dejaron a su suerte y buscaron ayuda especializada para que no falleciera.

“Dora” es una perrita schnauzer que se ha convertido en la primera mascota de Tamaulipas en usar un marcapasos humano en el corazón para mantenerla con vida luego de padecer un síndrome que detenía o aceleraba sus latidos.

El amor de sus dueños, quienes prácticamente la tratan como una integrante más de la familia, los llevó a buscar especialistas y luego de una intensa búsqueda, lograron contactar a la única médico en cardiología veterinaria de la zona, la doctora Mónica Martínez Álvarez.

Al practicarse los estudios necesarios, se dio el diagnóstico, el cual marcaba que estaba en riesgo de muerte por paro cardíaco y la única opción era hace una cirugía para conectar el aparato en un hospital veterinario de la Ciudad de México, ya que en Tamaulipas no existe el equipo necesario.

“Yo llegué a dora por mi área de especialidad, soy cardióloga en mi consultorio y en la mayor parte de las clínicas veterinarias de la zona, me llamó un colega, el doctor Rene García, porque dora tenia indicadores de enfermedad cardiovascular y efectivamente el diagnóstico fue que tenía insuficiencia cardiaca congestiva”.

La veterinaria especialista explicó que a momentos el corazón de la perrita latía muy rápido y en otros su corazón lo hace extremadamente lento, situación que es muy peligrosa, porque inclusive presentaba bloqueos de varios segundo, dejaba de latir, por eso su esperanza de vida era casi nula, podía entrar en paro en cualquier momento.

“Desde la primer consulta comenzaron a platicar de colocar un marcapasos humano con su familia, que son sus dueños, ya que no existe un aparato como tal para el uso veterinario, además son dispositivos caros y esa es una de las limitantes para iniciar estos procedimientos mas seguido, además de que es poco conocido”, indicó la propietaria de la veterinaria Obelisco en Tampico.

Aunque una operación de este tipo supera los 60 mil pesos, su familia hizo el esfuerzo y para ello se conformó un equipo de veterinarios especialistas, quienes llevaron a cabo el proceso para colocar el marcapasos humano en la perrita, que hoy en día ya cuenta con 11 años de vida.

“A veces uno asume que las personas no van a querer invertir una cantidad fuerte de dinero en sus mascotas y la realidad es que el día de hoy las mascotas son un integrante más de la familias y muchos hacen todo por que se mejoren. Por eso se trabaja para traer todo ese equipo a esta zona y ya no tener que desplazarnos a México”.

Ahora lleva una vida completamente normal bajo ciertos cuidados en la colonia Lázaro Cárdenas de Ciudad Madero, mientras que su familia conformada por Federico Trejo, Clara Estudillo y Carmen Trejo puede tenerla por muchos años más, ya que afirman es quien los llena de felicidad todos los días.

Fuente https://www.milenio.com/

Click to comment

¿Tienes algo qué agregar?

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Acapulco

Guerrero

Nacional


Tendencias